FOTOGRAFIA MATERNIDAD

La maternidad es un proceso bonito y agotador a partes iguales. Hablo desde mi experiencia y lo que me hizo sentir. El sentimiento de madre te abruma y envuelve desde el momento en que ves las dos rayitas del positivo en el test de embarazo, y sin duda se intensificó cuando me pusieron a mi pequeña en brazos, pero ya desde los primerísimos momentos, me sentí diferente, quizás porque deseaba ese embarazo con todas mis fuerzas.

 

 

Todas intentamos prepararnos de la mejor manera para ser las mejores madres, o al menos intentamos hacerlo lo mejor que podemos. Todas, miramos a un futuro en el que lo único que deseamos es que nuestros pequeños no sufran y sean felices. Todas, nos damos cuenta de que al final hay que dejarles caminar ellos solos, porque también es importante que aprendan de sus errores.

Los segundos embarazos llegan de manera diferente.Con un pequeño todo pasa más rápido, el agotamiento es mayor pero misteriosamente sacas fuerzas para todo porque debes hacerlo. Los meses de embarazo se pasan literalmente volando y cuando te quieres dar cuenta estás ya en tu último trimestre. Me llamáis para recordar esos momentos fugaces que estáis viviendo, darle cierto protagonismo al pequeño que viene, lo que no sabéis es que ese protagonismo no tiene sentido ninguno sin vuestros mayores. Las fotografías plasmarán esos momentos que estáis viviendo, y no son centrados en vuestra barriga, sino en vuestros niños. La máxima felicidad de vuestros rostros la consigo captar cuando os abrazan fuerte, o bien acarician vuestra barriga.

 

 

Así que los que os preguntéis ¿Debiera hacerme fotos de mi segundo embarazo? Os contesto: sí, debiérais. Los del segundo, el tercero y los que vengan. Porque en esos momentos sois conscientes de esa felicidad que os ayudará a sobrellevar momentos de cansancio duros. Como me dijo una mami: “Una piensa que no es posible querer de la misma manera a los hermanos que vendrán después del primero. Claro que no los querrás igual, sí con la misma intensidad, pero a cada hijo de manera diferente”.